La oferta es escasa y se acortan las entradas de ganado a faena.

Tras discutir sobre la exportación en pie y abrir el ansiado mercado estadounidense para la carne ovina con hueso, el sector pecuario mantiene la esperanza de liderar el sostén del agro uruguayo.

Durante el primer semestre los precios fueron “muy interesantes”.

Es muy baja la oferta de ganados especiales, pero va en gradual aumento.

Terneros cotizaron a un máximo de US$ 2,72 por kilo, con interesados locales y para exportación.

Plantas ofrecen hasta US$ 3,10 por novillos especiales.

El precio techo se ubica en los US$ 3,10 por kilo para el novillo especial. 

CUSA decidió además un incremento de 3% en tarifas sugeridas para las labores forrajeras. 

Los mejores novillos logran US$ 3,20 por kilo de carcasa.

Ya no se consiguen los US$ 3,30 el kilo por los novillos de pasturas.

La mayor demanda se registró por los novillos formados y por las vacas de invernada

El precio y la demanda por el ganado gordo y reposición se mantienen firmes.

Si bien se percibe que hay poca oferta, se procesaron 46.187 reses.

La punta para el precio del novillo gordo está sólida en US$ 3,10 el kilo

Las faenas siguen en ascenso, los precios suben, el clima acompaña y los mejores novillos en lotes grandes y de flete corto se aproximan a US$ 3,10 por kilo. 

banner-venta-campos
banner-inmobiliaria

Cotizaciones

Mercado de Haciendas